Entrevista a la diseñadora Chie Mihara

http://www.fashionfromspain.com

23 julio 2007

La dulzura de los diseños de Chie Mihara enamora a las celebrities y calza a las brujitas de Harry Potter. La creadora habló con Fashionfromspain en Barcelona.

Chie Mihara: ¿española, brasileña o japonesa?
Nací y me crié en Brasil, en Porto Alegre. Mi familia es de origen japonés. A los 18 años me fui a Japón a estudiar en la Escuela de Moda, y trabajé con una prestigiosa creadora de Alta Costura que siempre se mueve a la vanguardia. Después estuve cinco años en Nueva York estudiando Diseño de Accesorios en el Fashion Institute of Technology (FIT). A continuación vine a España y trabajé dos años para la firma francesa Charles Jourdan, que fabrica aquí sus colecciones.

¿Por qué elegiste venir a España?
Cuando me marché de Estados Unidos quería ir a un país donde pudiera hacer zapatos, y las únicas opciones eran España e Italia, ya que deseaba venir a Europa. Busqué contactos, y me salieron algunos muy buenos aquí. Después he descubierto lo maravilloso que es vivir en este país. Además vivo en un pueblo, en Elda (Alicante), cuando siempre había estado en grandes ciudades como Tokio o Nueva York. Estoy casada con un español y tengo tres hijos, por lo que puedo decir que ya estoy establecida aquí.

¿Cuál de las tres culturas tiene más peso en tu creatividad?
Creo que aporto la feminidad y la sensualidad brasileña; la organización, la simplicidad y la manera de dar la vuelta a las cosas de Japón; el pragmatismo americano del “just do it”; y la naturalidad de España. Mis zapatos siempre tienen un toque artesanal dentro de lo industrial, porque no se puede hacer zapatos artesanales hoy en día en España.

¿Cuándo diseñaste tu primer zapato?
Fue en el FIT, donde se han formado diseñadores como Calvin Klein o Anna Sui. Eran unas plataformas con tacones muy altos. Saqué la horma y cuando me lo puse se fue el tacón pon un lado y la plataforma por otro. Fue una sensación increíble, porque piensas que puedes hacer un zapato y en la realidad no es tan sencillo.

¿Por qué elegiste el mundo del calzado? ¿había una tradición familiar?
Ninguna, mi familia no tiene nada que ver con el calzado. A mí siempre me ha gustado la moda, pero en Japón trabajé en el sector y me desencanté, ya que es una industria muy dura. Al llegar a Estados Unidos estudié escultura durante seis meses, pero llegó un momento en que necesitaba la moda. ¿Cómo podía hacer que escultura y moda convivieran? Llegué a la conclusión de que para mí el zapato era la unión de moda y escultura. Y justamente en Nueva York estaba el FIT, donde me formé para diseñar complementos en general, no sólo zapatos.

“Exportamos el 90% de nuestra producción, principalmente a Estados Unidos”

¿Cuándo nació la marca Chie Mihara?
La creé hace cinco años en Elda (Alicante), y fuimos creciendo de manera casi vertiginosa. A partir de la tercera temporada se nos empezó a conocer internacionalmente y todo fue muy rápido. Ahora mismo somos 12 personas. La empresa la creamos juntos mi marido y yo. Él es fabricante de suelas, ya que en calzado cada componente tiene su industria. Su hermano mayor tiene la fábrica de zapatos que heredó de su padre y que produce calzado a la marca Charles Jourdan desde hace más de 30 años. Tiene mucha historia y un nivel muy alto de calidad. Anualmente hacemos más de 100.000 pares, y eso que empezamos con mil. No está mal después de sólo cinco años. Entramos en beneficios a partir de la tercera temporada: tardamos un año y medio.

De esos 100.000 pares, ¿qué porcentaje se exporta?
El 90%, sobre todo a Estados Unidos, Alemania, Francia y Bélgica. En Bélgica vendemos mucho, es un mercado que tenemos totalmente cubierto. Proporcionalmente, es el país que más compra nuestro producto.

¿Cuál es el best seller de Chie Mihara?
Normalmente son modelos que a mí no me dicen mucho. Tal vez el modelo Bigas, una sandalia de tiras que se ha visto mucho en la prensa esta temporada y que ha sido muy copiada.

¿Hay un equipo de diseño o la creatividad depende de ti al 100%?
Todo es 100% producto mío. Además, no pido opinión hasta que el zapato o el bolso está terminado. Ni siquiera a mi marido.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: